Santo Tome: El Concejo pedirá a la Provincia más policías

Ediles dialogaron con representantes de diferentes sectores sobre la necesidad de incorporar efectivos policiales, mejorar la iluminación y optimizar el centro de monitoreo, entre otros temas. Acordaron pedir una audiencia al ministro de Seguridad.

Los últimos hechos delictivos registrados en la ciudad, que incluyeron lesiones a una de las víctimas, movilizaron a un grupo de vecinos que resolvió autoconvocarse y presentar un petitorio a las autoridades. En paralelo, desde el Concejo organizaron una reunión con representantes de diferentes sectores de la comunidad y tras determinar cuáles son los recursos que necesitarían para contribuir en la lucha contra la inseguridad, acordaron solicitar una audiencia ante el Gobierno provincial.
En el recinto del cuerpo deliberativo, el último miércoles a las 10.30, los ediles recibieron a autoridades de las fuerzas de seguridad -Policía, Gendarmería y Prefectura- a varios funcionarios del Municipio, pobladores y representantes de comisiones vecinales.
“Realizamos una convocatoria amplia porque el objetivo del encuentro no era determinar quién tiene más o menos responsabilidad en el aumento de los hechos delictivos, sino -de acuerdo al rol que cada uno ocupa- ver qué podemos aportar para luchar contra la inseguridad”, manifestó el concejal Juan Carlos Marelli.
“Por parte de la Policía manifestaron que están haciendo todo lo que está a su alcance y para poder -por ejemplo- incrementar los patrullajes, necesitarán más personal”, contó Marelli. Tras lo cual añadió que, desde la citada fuerza de seguridad, también plantearon dos cuestiones más: mejorar la iluminación en diferentes sectores de la ciudad como también concientizar a la población sobre la necesidad de realizar un uso responsable de la línea 101 (emergencias). En este contexto, el edil comentó que “ellos señalaron que el 50% de los llamados son falsas alarmas. Algunas responden a supuestas bromas y otras -creen- que son para despistar. Por ejemplo, dicen que hubo un problema en un lugar distante, entonces mientras el personal concurre a esa emergencia, delincuentes aprovechan para cometer ilícitos en otras zonas”.
Otro de los temas abordados durante la reunión fue la necesidad de instalar unas 40 cámaras en zonas que están identificadas como críticas y, además, que se firme un convenio entre el Municipio y la Provincia para que en el centro de monitoreo, durante las 24 horas, permanezca un policía.

Fuente: Diario El Litoral