Cómo evitar las picaduras de mosquito

El inicio del verano también implica la llegada de los mosquitos. Y con ellos, la aparición de picaduras molestas.

Como estos insectos no poseen sangre caliente, necesitan del calor para sobrevivir. Además, el verano favorece ampliamente su ciclo reproductivo. Eso genera una invasión mayor en esta época del año.
A esta ecuación se le suma la humedad y el hecho de que todos pasamos gran tiempo al aire libre con ropa liviana y con el cuerpo más descubierto. Como resultado, aparecen las ronchas producto de las picaduras.

Recomendaciones para evitar la proliferación:
Para tener en cuenta. Las hembras prefieren poner sus huevos en agua limpia y quieta, principalmente en las casas y sus alrededores. Eligen lugares sombríos y húmedos. Por eso es importante conocer las recomendaciones para luchar contra estos insectos:
- Tirar los recipientes vacíos que no se usan y renovar el agua de los bebederos de las mascotas.
- Cambiar el agua de los floreros, al menos, una vez a la semana.
- Evitar dejar agua acumulada en baldes y piletas.
- Mantener los patios y jardines sin malezas.
- Evitar la acumulación de agua en los techos y canaletas.
- Destapar los desagües de lluvia y canaletas.
- Colocar mosquiteros en puertas y ventanas.